Entra con tus redes sociales

  

O entra con tu cuenta M3

Cómo sobrellevar el primer pago de tu hipoteca

Isela Muñoz

| Editorial Metroscubicos

El proceso de comprar casa por fin terminó, ahora comienzan los pagos de tu hipoteca. Aunque sabes que puedes con la deuda, cuando enfrentas el primer mes sin esa cantidad de dinero es probable que sientas angustia y nerviosismo. Tranquilo, aquí te decimos cuánto tiempo durará esa sensación y cómo hacerle frente.

Suelo definir el fenómeno como contabilidad mental: sabes racionalmente que puedes pagar, pero emocionalmente no te has desapegado de ese dinero.

Y es que no es lo mismo hacer un presupuesto antes de la compra, en el cual te esfuerzas por ajustar tus gastos con tal de adquirir la casa que te gustó, que recibir tu primer estado de cuenta, donde dice que debes entregar algo así como el 30% de tus ingresos.

Reajusta tu vida y tu bolsillo

Comprar una casa o departamento es una enorme decisión financiera y emocional, todos pasamos por un proceso de ajuste en ambos planos.

En mi experiencia, aprender a vivir con una hipoteca puede tomar hasta un año, tiempo suficiente para experimentar un ciclo completo de gastos. Por ejemplo, si tienes hijos, al cabo de un año ya habrás cubierto los gastos del regreso a clases y habrás sobrevivido la  Navidad.

Las finanzas

Te recomiendo que durante los primeros meses separes cada semana o quincena una parte de tus ingresos para cubrir el pago hipotecario. Reunirlo poco a poco será menos complicado que intentar completarlo al final. Lo ideal sería que abrieras una cuenta en la que puedas depositar automáticamente esa cantidad. Durante la fase de reajuste, monitorear tu presupuesto cada semana y tenerlo bajo control es una tarea indispensable.

Si vas a reducir gastos, sugiero que no lo hagas en aquellos rubros que te dan calidad de vida, como la comida familiar dominical, el campamento de verano de los niños o servicios médicos preventivos. Creo que son no negociables, porque junto con los gastos de vida (alimentos, servicios, transporte) son indispensables para mantener la casa y la familia funcionando.

El corazón

Sentir el peso de la deuda puede causar mucho estrés, sobre todo cuando pasa la emoción inicial de la compra.

Si tu crédito tiene mensualidades fijas, te ajustarás emocionalmente antes que quienes tienen créditos variables (VSM o UDIs). Lidiar con el cambio constante puede ser causa de angustia. La recomendación es que entiendas los términos del crédito y planees con anticipación los cambios que implica, así tendrás mayor control y reducirás el estrés.

Pagar una hipoteca no debe causarte más angustia de la normal, así que piensa que el agobio de los primeros meses es normal. Siempre que te ajustes a tu presupuesto al pie de la letra te diré ¡felicidades, eres dueño de una casa que planeaste comprar responsablemente!

Recomedamos: La vida financiera después de la hipoteca, es tiempo de reorganizar tus fnanzas.

Comparte ésta liga: http://www.metroscubicos.com/shrt/4RcdeLii
"Las opiniones expresadas en los artículos y comentarios son responsabilidad de sus autores."
"Metros Cúbicos respeta la pluralidad de ideas y comentarios, en tanto no sean discriminatorios o lesivos a la identidad, raza, condición o dignidad de las personas."

Notas Relacionadas

La vida financiera después de la hipoteca

Ya tienes tu nuevo crédito; ahora es el momento de reorganizar las finanzas familiares.

3 buenas razones para pedir un crédito

Hoy tienes mejores condiciones crediticias para obtener una hipoteca, hoy te damos 3 razones para pedir tu crédito.

Qué revisar en un contrato de apertura de crédito

10 puntos que debes revisar antes de firmar un contrato hipotecario

 
Arrastrame Arrastra esta imagen a tu Barra de Tareas para agregar este sitio ó da click aquí para agregar al menu de Inicio Cerrar