Entra con tus redes sociales

  

O entra con tu cuenta M3

10 plantas venenosas para tu mascota

  • 10 plantas venenosas para tu mascota

|

Se suele decir que para ganarte el corazón de un perro debes llegarle al estómago.

Quizás es cierto, pero la combinación de un apetito voraz, la curiosidad natural y el gusto indiscriminado pueden causarle problemas a tu amigo canino.

Varias plantas que son venenosas para los perros pueden hallarse en nuestra casa, jardines y parques, y en ocasiones, una mordida es suficiente para tener que visitar al veterinario de emergencia.

Éstas son 10 de las plantas más tóxicas para los perros, y podrás encontrar una lista completa con fotografías en ASPCA.org, el sitio web de la Sociedad Estadounidense para la Prevención de Crueldad a los Animales de Estados Unidos.

UVAS

La toxicidad de las uvas para los perros era considerada una leyenda urbana, pero es cierto; incluso una porción pequeña puede causar vómito y diarrea, y las cantidades más grandes pueden causar falla renal, de acuerdo con MotherNatureNet

Foto: Getty

Aunque mantener las uvas y las pasas dentro de tu alacena y lejos de tu perro pueda ser una preocupación, también te deben preocupar las parras al exterior. Como sabe cualquier dueño de un perro, las bayas y las frutas de todo tipo son una amenaza tentadora. Si tienes un plantío de uvas o una maceta, mantén alejado a tu perro.

Champiñones


Foto: Getty

Aunque hay muchos que saben muy bien y que son completamente seguros, los perros no parecen ser capaces de discernir entre los comestibles y los tóxicos.

Las especies de Amanita, Galerina y Lepiota son especialmente peligrosas porque contienen toxinas que causan una serie de síntomas que empeoran, desde el vómito hasta la inflamación del cerebro. Las faloides Amanita, los champiñones mortales, son responsables de la mayor parte de los casos de envenenamiento por champiñones en los perros.

Lo mejor es no permitir que los perros coman ningún champiñón u hongo, para que no se acostumbren a consumirlos y vayan a intentarlo en algún paseo en el bosque o parque.

Marihuana

 

Foto: Getty

Para la mayoría de la gente, las probabilidades de que su perro tenga acceso a la marihuana son relativamente bajas. Pero sin importar tu visión sobre la seguridad de la marihuana para el uso humano, no tiene ningún beneficio para tu mascota.

Después de ingerir marihuana, el perro puede mostrar síntomas como ritmo cardiaco lento, falta de coordinación, desorientación, babeo y temblores que pueden durar hasta tres días, indica MotherNatureNet.

Lilas


Foto: Getty

Aunque las lilas son bien conocidas como un peligro serio para los gatos, ciertas variedades también son altamente tóxicas para los perros.

La cuna de Moisés, los alcatraces, los narcisos de otoño, las azucenas y otras variedades de las lilas de ornato caseras son consideradas peligrosas para los perros según la ASPCA ( American Society for the Prevention of Cruelty to Animals). La ingesta de lilas puede causar malestar estomacal, depresión, anorexia y temblores.

Nogal

 

Las nueces, que caen de los árboles de nogal por montones, no contienen nada que pueda dañar a tu perro, pero una vez que empiecen a descomponerse crean un moho que puede causarle temblores y convulsiones.

Si tienes uno de estos árboles en tu jardín, y tu perro se siente atraído a las nueces, sería buena idea recogerlas con regularidad.

Palmera Sagú

Suele ser usada en jardines y son plantas de casa populares, pero pueden desarrollar vainas tentadoras para los perros. Toda la planta y sus semillas en particular contienen una potente toxina llamada cicasina, que puede ser letal, incluso si el perro sólo come una semilla. La ingesta de cualquier parte o cantidad de esta planta garantiza un tratamiento de emergencia inmediato.

Azalea

 

Es un miembro del género rododendro, y se encuentra en muchas variedades como planta de ornato para flores y arbustos en jardines. La ingesta de sólo unas cuantas hojas puede causar problemas serios como malestar estomacal, babeo, pérdida de apetito, debilidad y parálisis en las piernas. En algunos casos, la ingesta de la azalea puede provocar un coma o la muerte, precisa MotherNatureNet.

Semilla de ricino


Esta planta tropical de ornato, también usada como cultivo del aceite de castor, contiene la proteína tóxica de la ricina. Su ingesta puede quemar la boca y garganta del perro y causar una sed excesiva, vómito y diarrea. Pero si tu animal come al menos una onza de semillas puede ser letal.

Narcisos