Haz de tu casa un lugar acogedor

Horacio Merediz*

Inspira M3. Consejos de decoración

|

El primer factor para que tu casa sea acogedora es el amueblado, procura que este tenga la proporción correcta a los metros cuadrados del inmueble. Para equilibrar y armonizar el amueblado de una casa hay que ser sensatos, cada espacio que vayas a acondicionar debe de responder a la pregunta: ¿Qué actividades pienso realizar en este cuarto?

Seguramente has ido a visitar la casa de algún familiar o amigo que desde que entras te transmite una sensación impersonal. O sientes que la casa esta vacía. No necesariamente tiene que ser una casa gigante para que se sienta vacía. También hay casas chicas que se perciben frías.

Amuebla cada espacio con las cosas que realmente vas a utilizar. Es así como cada lugar de la casa empieza a cumplir con más funciones y provocas, desde su acondicionamiento, que sean mas usables y que pases más tiempo en ellos al tener la versatilidad de realizar diversas actividades.

Personaliza

Tu personalidad se refleja en el look que tienen cada uno de los muebles que escojas. Cuando seleccionas los objetos decorativos piensa en ti y haz que la gente que conozca tu casa automáticamente te identifique al momento de entrar.

Cada espacio puede tener la personalidad del que más lo usa, sin perder la armonía entre todos los espacios de la casa. Si quieres que tu espacio se vea masculino vete a tonos neutros, sillas y sillones grandes con telas con texturas rugosas o con pieles en tonos obscuros.

En cambio un espacio femenino puede tener colores mas definidos, telas con texturas mas lisas, puedes integrar muchas telas con dibujo o con patrones de diseño; y selecciona muebles con una línea mas estilizada, sin caer en lo cursi. 

Si te gusta que las telas tengan mucho color, úsalo, combínalo; como cuando te vistes, que escoges que vas a combinar con tu outfit completo, ese proceso es similar. Siéntete libre de mostrarte tal como eres. Esa libertad te la va a transmitir el espacio cada vez que llegues a el, y si es tu casa... vas a disfrutarla diario.

Lo moderno no quita lo cómodo

Hay sofás que por tener un look tan estilizado y moderno, se ven bien en la foto pero no sirven para el uso diario. Recuerda que tu casa es para vivirla, no para contemplarla. El reto para los diseñadores de mobiliario es lograr que un mueble se vea estilizado pero se sienta acogedor a la hora de usarlo.

Cuando llegas a casa después de un largo día de trabajo o cuando regresas de un viaje de negocios, tu hogar debe ser el espacio más relajante. Por encima del "look" de los muebles y el diseño interior, siempre debe estar la comodidad, cada pieza que escojas debes de probarla, sentirla y comprobar que sea cómoda, siempre pensando para qué la vas a usar y cuántas personas la utilizarán en un plan a mediano plazo?

No amuebles pensando en un futuro muy lejano. Para cuando ese tiempo llegue todos tus muebles van a estar viejos y empolvados precisamente por la falta de uso.

El espacio equilibrado es el que se basa en tu estilo de vida. Desde el momento de seleccionar tu departamento o casa, toma en cuenta tu estilo de vida, es recomendable que consideres qué muebles tienes y qué muebles vas a necesitar comprar. 

Toma en cuenta la relación de largo por ancho dentro de las estancias, el diseño arquitectónico puede ser una limitante para el amueblado que corresponde a tu estilo de vida. Por ejemplo, los espacios que parecen un "chorizo", no necesariamente son incómodos, puede ser que eso sea justo lo que necesitas para el tipo de muebles que tienes o que quieres para tu tipo de actividades, y puede terminar amueblado de tal forma que sea cómodo. 

Para cortar profundidad visual a los espacios largos incorpora elementos repetidos en el muro con mas longitud como, libreros y sofás con variables en tamaño o modulares. Así puedes hacer que un espacio delgado tenga un sofá alargado y puedas sentar a más personas.

Otro ejemplo es si el espacio para la sala o el family room es muy grande, no necesariamente deben estar todos los sillones pegados a las esquinas o a los muros, puedes colocar una consola o una mesa detrás del sofá (entre el sofá y la pared) y decorarla con los retratos de la familia o con objetos que te guste coleccionar.

Nuestro consejo

Mide los espacios interiores (considerando el amueblado), esto puede hacer la diferencia a la hora de elegir. Puede ser que la opción que es un poco más económica no se adapte a los muebles que ya tienes y tengas que comprar muchos muebles nuevos para dejar acondicionada tu casa, al final será más problemático y puede ser más caro.

 *El autor es Arquitecto, experto en diseño de interiores. Síguelo en Twitter @hmerediz

Comparte ésta liga: http://www.metroscubicos.com/shrt/0zvxiA
 
Arrastrame Arrastra esta imagen a tu Barra de Tareas para agregar este sitio ó da click aquí para agregar al menu de Inicio Cerrar