Entra con tus redes sociales

O entra con tu cuenta M3

Cómo elegir la mejor cafetera

Santiago Guzmán Montaño

|

Si entre tus placeres está saborear un buen café, sin importar si lo prefieres suave, espumoso, cargado o con cuerpo, en el mercado podrás encontrar la cafetera que necesitas para disfrutar de todo el aroma y sabor de esta bebida aromática.

Para elegir una buena cafetera o la que mejor cumple tus preferencias, debes analizar diversos factores como: la frecuencia de uso, tipo de café que prefieres, cantidad de aromático a preparar, etcétera.

Por lo general todas las cafeteras cuentan con un buen diseño de parte de los fabricantes, ya que es un elemento que generalmente está a la vista en cualquier cocina. El sabor y textura del café varía de acuerdo a la cafetera que utilices para la elaboración, veamos cuáles son los diversos tipos que hay en el mercado.

Cafetera de filtro o de goteo

Comúnmente, a este modelo se le llama cafetera eléctrica. Cuenta con un depósito para el agua, la cual, al iniciar el proceso, se calienta, sube y pasa a través del café que previamente fue colocado en un filtro y cae por gravedad a una jarra que está apoyada en una pequeña placa metálica que mantiene la bebida caliente.

El filtro que se utiliza puede ser permanente o desechable (de papel). Es importante verificar que la cafetera cuente con sistema antigoteo, el cual permite retirar la jarra antes de que termine todo el proceso y el café no siga goteando sobre la placa metálica que queda al descubierto al retirar la jarra.

Ventaja. Es sencilla de usar, se puede dosificar la cantidad de café y una vez encendida nos podemos desentender de ella. Si la jarra está completa, mantiene el café caliente y se puede consumir en cualquier momento.

Desventaja. La placa está regulada para mantener la temperatura del café, pero con la jarra llena. Por lo que si preparamos menos cantidad puede recalentarse, quemar el café y arruinar su sabor.

Cómo elegir una cafetera de filtro o goteo. Las cafeteras con este tipo de funcionamiento son las más comunes, en el mercado existe una gran variedad de modelos y tamaños, por lo cual su elección a veces suele ser un poco difícil, realmente para elegir alguna básicamente será en base al diseño que más te agrade.

Características

El tamaño y capacidad de la cafetera dependerán del uso y necesidades de cada uno. Para tener una idea, las cafeteras de 1000 cc rinden 6 tazas; las de 1250cc rinden 10 tazas y las de 1500 cc 12 tazas.

Cuando se adquiere una cafetera a goteo, suelen venir sin filtro, esto es para que cada persona elija el filtro de preferencia. Los filtros para este tipo de cafetera pueden ser permanentes o desechables.

Los desechables son de papel, son los más recomendables porque realizan un mejor filtrado y garantizan un mejor sabor del café.

Los filtros permanentes cuentan con la ventaja de que no hay que cambiarlos cada vez que se usa, pero con el uso prolongado el sabor del café va desmejorando. Esto ocurre porque el proceso de filtrado comienza a dificultarse, ya que el filtro se va obstruyendo lo que afecta el sabor final del café.

La jarra de café tiene como objetivo mantener el café caliente, ya que se encuentran apoyadas sobre una placa caliente. Pero cabe destacar que estas placas calefactores sólo guardan el café caliente por unas cuatro horas.

En otros modelos, en lugar de jarra de cristal, se cuenta con un termo, en la cual el café se mantiene caliente sin necesidad de la placa calefactora. Estos termos sueles ser de plástico o de acero inoxidable. Estos últimos son mejores, ya que si se caen o golpean, no se rompen.

La placa calefactora está programada para mantener el café caliente de la jarra completa, si se dispone de menos café se puede sobrecalentar y dañar de manera irreparable el sabor del mismo.

Otro factor a tener en cuenta es verificar que la cafetera tenga una válvula antigoteo, este sistema permitirá poder retirar la jarra antes que finalice el goteo del café, sin que siga goteando el mismo sobre la plataforma de metal. En la actualidad casi no existen modelos que no tengan esta válvula, pero nada se pierde con asegurarnos al momento de hacer la adquisición.

Si bien este tipo de cafetera no tarda mucho en preparara esta rica infusión, hay algunos modelos que vienen con temporizador, de esta manera, la persona podrá despertarse a la mañana sintiendo un agradable aroma a café recién hecho.

El material exterior de todas las cafeteras es plástico. Pero no todas tienen el mismo plástico, hay algunas de mayor calidad que otras. Los modelos menos económicos cuentan con un tipo de plástico al cual no se le adhiere el polvo y es mucho más fácil de limpiar.

Cafetera italiana

También se suele llamar “cafetera de presión”. Estas cafeteras suelen ser de aluminio y poseen dos cuerpos que se enroscan en la parte central. En el depósito de abajo se coloca el agua; este mismo depósito tiene una especie de platito que va encima y en el cual se coloca el café. Se coloca sobre el fuego, y al calentarse el agua, esta sube pasando a través del café y se deposita en la parte superior de la cafetera.

Estas cafeteras son comunes en los hogares por ser resistentes, sencillas y económicas.

Ventajas. Es fácil de utilizar, lavar, y ocupa un espacio reducido.

Desventajas. Apenas se termina de preparar el café hay que retirarla de fuego, ya que la parte inferior a quedado totalmente vacía (sin agua). No se debe abrir la tapa durante la preparación, ya que salpica.

Cafetera de émbolo

El cuerpo principal de esta cafetera es un cilindro de cristal grueso donde se coloca el café molido. Se vierte agua caliente, se remueve y se deja reposar unos cinco minutos. Luego se baja el pistón hasta el final del recorrido y el café está listo para servir. Se elabora una café limpio, con buen cuerpo y consistente.

Ventajas. Es sencilla de utilizar, rápido de preparar y fácil de lavar.

Desventajas. El café se enfría muy rápido.

Cafetera express

Es la más sofisticada de todas las cafeteras y con ella podemos preparar el café que se toma en los bares, restaurante o cafeterías. Un café cremoso y con cuerpo. Lo más importante de estas cafeteras es la presión, a mejor presión, mejor café. Estas cafeteras pueden ser manuales o automáticas. Las manuales permiten regular la cantidad de agua que se desea echar al café, las automáticas regulan ellas mismas la cantidad de agua que se verterá en las tazas.

El mecanismo consiste en calentar el agua que se encuentre en el depósito y por la presión hacerla pasar a través de un filtro en donde se encontrará un café finamente molido, para luego salir por una boquilla y consiguiendo un café con gran aroma y sabor.

Ventajas. Se obtiene un café cremoso, con espuma y cuerpo en el propio hogar.

Desventajas. El mantenimiento es crucial para alargar la vida y consumen mayor energía eléctrica que las otras.

Cómo elegir una cafetera express

Si lo que se deseas es un café bien cremoso como el que se encuentra en bares y restaurantes, es a la cafetera express a la que hay que apuntar.

Las cafeteras express consisten en hacer pasar agua a unos 90º C a determinadas atmósferas de presión a través de una cantidad de café molido bastante fino y colocado en un portafiltro móvil, consiguiendo de esta forma un café espumoso, con aroma y sabor inigualable.

Lo más importante de las cafeteras express es la presión con la que están fabricadas. A mayor presión, mejor café, ya que es la que determina la cremosidad del mismo.

Estas cafeteras preparan el café en un tiempo corto, sometiendo el mismo a presión y obteniéndose de esta manera un café cremoso, de gran sabor y cuerpo. En alrededor dos minutos se obtiene la primera taza de café.

En el mercado actual podemos encontrar cafeteras express manuales o automáticas. Las manuales son las que más se suelen vender, ya que permiten que cada uno regule la cantidad de agua que desea echarle al café. Caso contrario, las cafeteras automáticas se encargan ellas mismas de regular agua y café.

Otras características para conocer el funcionamiento de las cafeteras express y que ayudarán a hacer una mejor elección son: 

La presión de la cafetera se mide en bares y es, como ya dijimos, la que determina la cremosidad y espuma del café. La mayoría de los modelos del mercado cuentan con 15 bares de presión.

La capacidad hace referencia al tamaño del depósito de agua. Este depósito es extraíble y pueden ser de uno hasta tres litros, pero independientemente de la capacidad de la cafetera, la capacidad del cacillo de café es siempre de uno o dos tazas.

La cafetera manual permite controlar manualmente el procedimiento por el cual se prepara el café. La persona que va a prepara el café decide la cantidad de agua que desea usar para el mismo. Este proceso suele durar unos 15 segundos, tiempo tras el cual se debe cerrar la salid de agua, o el café saldrá demasiado aguado.

Las cafeteras automáticas regulan por sí mismas el número de tazas y la cantidad de agua que se utilizará. El piloto de temperatura indica que la máquina ya está lista para preparar la infusión. Estas cafeteras suelen tardar alrededor de 2 minutos en alcanzar la temperatura necesario para preparar la primera taza, de allí tardan unos 15 segundos entre taza y taza.

El sistema expulsor de posos sirve para retirar los posos que hayan quedado en la maquina. Si el modelo no cuenta con este accesorio, deberá golpearse para poder retirar los posos.

La superficie calienta tazas es un sistema que solo se encuentra en algunos modelos de cafetera express, la tarea de este sistema es la de calentar la taza a la misma temperatura del café, para que el mismo se conserve caliente por mayor tiempo.

El molino de café se encuentra en los modelos más actuales y permite regular el tipo de molido.

Qué agua debes utilizar

Es conveniente utilizar agua limpia y fresca para no alterar el sabor y el olor de la bebida. Teniendo en cuenta que el 99% del preparado consta de agua, es importante usar una de calidad. Para el caso en que se utilice la de grifo o canilla, se debe dejar correr unos segundos antes de llevar a la cafetera En cuanto a la temperatura, la misma debe estar "casi hirviendo". Para ello debe hervirse y luego dejar enfriar unos momentos (hasta los 90 - 95ºC) para asegurar un café perfecto.

Cómo limpiar la cafetera

Muchas son las técnicas que se pueden encontrar para limpiar la cafetera y dejarla reluciente. Una formula natural para limpiar el interior de la cafetera de vidrio es enjuagarla con una esponja mojada en una mezcla consistente en jugo de limón y sal.

Luego, poner dentro de la cafetera unos cubitos de hielo, agitar y posteriormente enjuagar con abundante agua.

Otra opción puede ser en llenarla con agua con una cucharada de jugo de limón, y acto seguido colocarla en el fuego para que limpie todo su interior. Y por si una aplicación no alcanza, es conveniente volver a realizar la operación y luego aclarar con agua limpia.

También puede ocurrir que en lugar de una mancha marrón de café en la cafetera existan manchas de cal en su interior. Esta se limpia realizando la misma operación que antes pero sustituyendo el jugo de limón por vinagre.

Por último, para el caso en que la cafetera o la tetera no tengan demasiado uso, una vez utilizados lo mejor será introducir un terrón de azúcar en su interior para evitar que tomen malos olores mientras estén guardados.

Comparte ésta liga: http://www.metroscubicos.com/shrt/0zvEOU
"Las opiniones expresadas en los artículos y comentarios son responsabilidad de sus autores."
"Metros Cúbicos respeta la pluralidad de ideas y comentarios, en tanto no sean discriminatorios o lesivos a la identidad, raza, condición o dignidad de las personas."
 
Arrastrame Arrastra esta imagen a tu Barra de Tareas para agregar este sitio ó da click aquí para agregar al menu de Inicio Cerrar